Porque la derecha debe ganar

Honduras y su Futuro económico Por Alfredo Jordan

In Opinión on 8 diciembre 2009 at 9:51 PM

Durante las conversaciones con el Fondo Monetario Internacional bajo el periodo 2003-06, El Gobierno y sus Ministros financieros acordaron un marco de trabajo para recibir ayuda monetaria Internacional.

Un marco macro-económico a medio plazo consistente en el incremento productivo sostenido y el cumplimiento de los goles revisados en la estrategia para la reducción de la pobreza al 42%.

Un fuerte ajuste financiero que contenga el creciente payroll de los trabajadores de Gobierno y enforze la colección de impuestos permitiendo un incremento en gastos para los proyectos anti pobreza.

Reforma financiera profunda que refuerce la salud de la misma.

Mejoras en Gobierno y su transparencia.
En su pasada accesoria de los programas en Honduras, El Fondo se mantuvo envuelto con el Gobierno de Honduras en las áreas de problemas sobre propiedad y el consenso social, progresando en detenidas o paralizadas reformas estructurales y resolviendo asuntos sobre transparencia de Gobierno, reduciendo vulnerabilidad a choques externos y alcanzando mejor índice flexible de cambio.

En el periodo de 2004-06, el Gobierno de Honduras solicita un tercer programa PRGF. El objetivo inmediato es reducir la pobreza a un 42% de la población para el 2015.reactivando la estrategia de reducción de pobreza.

Las consultaciones sociales hasta el 2005 ha permitido al Gobierno Hondureño, antes Zelaya, implementar una reforma vital el los sueldos del sector publico. Con una reducción de la presión financiera que otro aumento al Servicio Civil exigiría, el Gobierno puede comenzar la reducción de su presupuesto fiscal. Los salarios del Servicio Civil representan dos terceras partes del impuesto recolectado.
Como se puede apreciar el aumento durante Zelaya de un 60% de los salarios en ese sector, lanzo en escalada la desconfianza depositada durante el periodo 2000-2005. La percepción de que las obligaciones de un gobierno no se transfieren a la nueva administración en el poder, complica cualquiera buena voluntad de los prestamistas hacia las intenciones de las administraciones Hondureñas. Recordemos que desde el 2000, Honduras no ha pagado los préstamos recibidos durante la crisis del Huracán Mitch y tampoco a los pequeños créditos recibidos por esa catástrofe.
Otros cambios estructurales en las reformas financieras y vulnerabilidades sociales no han sido mantenidas y el HIPC considera se incumplirán en el 2005 bajo la nueva administración.
Las reformas bancarias necesarias para la transparencia de Gobierno han sido alargadas en su implementación. La privatización de empresas improductivas como la compañía de electricidad, en su monopolista e inefectiva función, continúa alarmando y exagerando el presupuesto fiscal. Los empréstitos al sector privado continúan presentando un interés muy alto.
Era importante en 2005 que el área de cambio monetario y la estabilidad monetaria suporten el crecimiento y este no ha sido debidamente resuelto.
Todos estos incumplimientos debilitan o eliminan la confianza en los cumplimientos firmados por anteriores gobiernos y Zelaya mismos. La pérdida de reputación ante las fuentes de crédito solo anuncia más problemas y caos dentro de la sociedad hondureña.
El Gobierno hondureño debe iniciar bajo Pepe Lobos, una disminución del sector publico actual. Congelación de mas servicios subsidiados, búsqueda de asociados para la creación, distribución y venta de electricidad, así como toda una remodelación de su Ministerio de Finazas, Banca y Cajas de Retiro, así como la estricta política de pagos a las deudas y obligaciones extranjeras.
Con una disminución de las obligaciones socialistas de Gobierno y una fuerte recaudación de impuestos entre otras, resurgirá una más poderosa Honduras. Programas de construcción de vías y carreteras fisibles y supercarreteras con colección de impuestos al tiempo que mantiene la reducción de la burocracia administrativa es el gol que este gobierno debe alcanzar, así como la creación de seguros privados para sus ciudadanos y una banca lo suficientemente libre y para crear las herramientas financieras necesarias para el cuidado de los pensionados hondureños..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: